2 sept. 2016


El Melodic Death Metal es más que un simple "Death Metal más calmado", de eso no hay duda alguna y resulta además innegable el hecho de que la fórmula de éste género ha sido pulida a través de los años por las bandas más representativas de éste, por mencionar como ejemplos a Insomnium o Dark Tranquillity.

Sin embargo, más allá del trabajo hecho por las bandas "representativas" del Melodic Death Metal, tenemos a aquellas bandas como Shaded Enmity, una banda estadounidense que a mi parecer fue demasiado infravalorada al grado de que, a pesar de contar con una larga carrera discográfica de calidad, tuvieron que separarse debido a los problemas económicos a que se enfrentaban al tener una banda cuya rentabilidad no estaba dando frutos debido al modelo actual de la industria musical en donde a veces el talento pareciera quedar a un lado, dejando que el apoyo a la banda fuera casi nulo.

Para quienes no conocen a la banda, tienen que saber que Shaded Enmity durante 14 años se dedicó a inyectar una pasión inigualable en cada uno de sus discos, yendo a través de cada lanzamiento a una evolución que culminó en su último trabajo discográfico titulado Forsaken and Forgotten (2013), en el cuál mezclaron de manera sublime la pasión de la melodía clásica del Melodic Death Metal, con toques más pasionales tomados de géneros como el Black Metal, logrando un ponche musical tan bien logrado que es aún a la fecha, capaz de transmitirte una sensación corporal que inicia a través de los oídos y que termina invadiendo el resto del cuerpo con un escalofrío al sentir de raíz cada detalle musical.

Del resto de su material, cabe destacar que en sus discos iniciales, como lo es "Like Prayers On Deaf Ears", escuchamos a un Shaded Enmity cuyo trabajo en el campo del Melodic Death se enfoca a un sonido un poco más "chapado a la antigua", con un estilo parecido a lo que In Flames llegó a manejar cuando eran una de las bandas pioneras del sonido de Gotemburgo, mientras que en los últimos 2 discos se observó un sonido un tanto más pulido, "Hijo Perdido", el penúltimo material de la banda, hizo notar un poco más de técnica y velocidad que su antecesor, y en él además (ignoro las razones de por qué lo hicieron), incluyeron un tema cantado en español (con una pronunciación no muy buena, pero el detalle se me hizo de lo más interesante para nosotros los hispano parlantes, pues siendo sinceros ¿a quién no le encantan esta clase de detalles que tienen las bandas para con sus fans?)



Para finalizar, sí quisiera resaltar que, a pesar de que la separación oficial de la banda se dio en el año 2015, tras una larga carrera en que se empleó no sólo esfuerzo, sino tiempo y dinero, parece ser que hay un rayo de esperanza que puede quizá, traer a Shaded Enmity de vuelta al ruedo, ya que recientemente lograron un contrato (únicamente de distribución física) de su último material, aunque no ha habido algún comunicado oficial que indique la puesta en marcha de la actividad de la banda nuevamente.

Por lo pronto, en Return To My Blood rendimos tributo en ésta sección, a ésta talentosa banda que sin importar lo que pase, jamás será olvidada por la gran calidad musical que su esfuerzo logró moldear a lo largo de los años.

Trayectoria dscográfica:


¡Debes saber! Esta página no dispone de links de descarga, salvo para aquellos discos que estén oficialmente permitidos o autorizados por las bandas.
Para más información puedes unirte a nuestra Comunidad en Facebook o seguirnos en la Fanpage.

- Copyright © 2017 Return To My Blood