16 feb. 2017

  • Genre(s):
  • Symphonic Deathcore, Metalcore
  • Release Date: March 3rd, 2017
  • For Fans Of:
  • Make Them Suffer, Nightwish, Carnifex
 
En reiteradas ocasiones es muy grato encontrarse con las sorpresas que nos llegan al correo casi diario. Esta es una de ellas, la cual debo admitir que aparte de ser algo inesperado, me siento muy privilegiado de poder tener la oportunidad de hablar sobre este disco, y por supuesto, el halago de escucharlo. 

She Must Burn, una banda que nace de bellas tierras británicas, donde la majestuosa composición musical hace presencia, tomando muchísimo énfasis en la pista de baile, con cualidades esenciales que definen en totalidad al trabajo que presentan; obscuridad, melodía, brutalidad y la sinfonía, conforman el espíritu neto de esta agrupación. 
Debo ser honesto, no me esperaba que nos llegara esta promo, fue muy inesperado, pero al verla, fue un impacto de emoción, es decir, supe que esto no debía dejarse pasar y debía ser tomado con mucha importancia. 

Este quinteto llegó a mis oídos en 2015, con su Ep homónimo, donde desde ya me dejaron totalmente cautivado. A pesar de haber ofrecido un breve trabajo, nos quisieron dar a entender que venían por más, el claro mensaje de que el Metalcore Sinfónico con el Deathcore no deja de ser espectacular cuando lo sabes ejecutar bien, y SMB lo supo demostrar poniendo en su menú a ese pequeño platillo, pero bien, realmente solo fue una entrada. 

Todo esto me dejó con unas ganas de escuchar más, y por supuesto, en este año, me complacen mis deseos anunciando a su plato fuerte “Grimoire”, su primer disco de larga duración; plasmados en 9 tracks, que te llevarán imaginariamente a sentirte en un bosque de esos que parecen sacados de películas de horror, llenos de niebla muy espesa y sensaciones que hacen que tu piel se haga chinita, por el misterio y el suspenso. Esto lo demuestran desde el arte del disco, un rostro de una chica, marchita y con la obscuridad en el fondo. 


El telón para este escenario se abre con “Ritual”, que claro, sonidos de puertas rechinantes, una respiración agitada y constante, tratando de escapar de la muerte, te va diciendo desde ya con que nos vamos a topar en el resto del camino. Inmediatamente aparece “The Wicked”, donde el Deathcore se pone en marcha, una melodiosa voz femenina haciendo su juego, y el piano en el fondo no deja de sonar

“Gloom” entra en acción, con una batería golpeando muy fuerte, los gritos tan agudos que desgarran tus oídos, riffs que van en sincronía con lo rudo del Deathcore y la sinfonía que no desaparece, dándole otro punto más de perfección a cada minuto que avanza este cuento, contado a través de la música. 

Es inevitable no pensar en Make Them Suffer mientras escuchas a She Must Burn, es como si hubieran hecho un pacto y sus almas se hubiesen fusionado, logrando jugar un gran partido, influenciado por los Australianos, y esto lo han venido demostrando desde su Ep, pero es mucho más notorio para esta majestuosa pieza musical que ofrecen este año.

“A False Heaven” es un interludio precioso, el sonido del piano te llevará por un momento a una habitación fría, tú en un rincón, sentado y tan asustado que estás a punto de sufrir un colapso nervioso, tus lágrimas no paran de correr, pero que sin embargo es una situación de placer por que al final de cuentas es tu alma que necesita desahogarse. 

Casi llegando al tramo final de todo esta emocionante aventura, encontraremos a “Roseblood”, dónde el Deathcore toma toda su fuerza, y tu cuerpo empieza a sentir esa adrenalina a su máximo nivel, deseando que jamás termine, la batería es brutal, los gritos inspirados en la desesperación, la agudez del asunto hace de este track, algo maravilloso.

 “After Death”, es el elegido para dar por terminada esta obscura obra de arte. Es tan impresionante como los efectos sinfónicos hagan marchar de manera óptima a géneros tan fuertes como es el Deathcore, pero no solo eso, los coros maravillosos de esa tecladista que te deja enamorado con tan solo escucharla cantar 20 segundos, te abre la mente a imaginartela cantándote al oído, con su cántico como el de una sirena, hundiéndote en los más profundos mares de la pasión y el amor por la música.

Como comentario final, debo decirles que para los amantes de lo sinfónico, para fieles oyentes de tonadas con voces femeninas como Evanescence, Nightwish, o para los más “rudos”, seguidores de sonidos como Make Them Suffer, este disco no debe dejarse pasar por alto, estoy seguro que una vez que lo escuchen, no pararán de darle replay a esta maravilla. 

VALORACIÓN: 9/10
 

¡Debes saber! Esta página no dispone de links de descarga, salvo para aquellos discos que estén oficialmente permitidos o autorizados por las bandas.
Para más información puedes unirte a nuestra Comunidad en Facebook o seguirnos en la Fanpage.

- Copyright © 2017 Return To My Blood